Agilidad entre supervivencia y propósito: una perspectiva práctica
Descubre cómo equilibrar supervivencia y propósito en la gestión de proyectos y equipos. Este artículo profundiza en la intersección de necesidades humanas y ambiciones, inspirado en las ideas de Rafael Echeverría y su libro El giro de la mirada.
Juan Andrés Ochoa
Juan Andrés Ochoa
Fundador y CEO de Castor Evolución digital. Autor, podcaster, speaker, músico, navegante y filósofo novato.

En el ámbito de la agilidad y la gestión de proyectos, es necesario reconocer, como sugiere Rafael Echeverría en su obra El giro de la mirada, que las acciones humanas están motivadas tanto por la supervivencia como por la búsqueda de un propósito superior. Esta comprensión es fundamental para liderar y gestionar equipos eficazmente.

A menudo, en el trabajo se destaca la importancia de conectar con un propósito superior. Sin embargo, hay momentos en que la supervivencia personal se convierte en la prioridad. Este escenario se ve reflejado en individuos que luchan por satisfacer sus necesidades básicas, como se describe en la Pirámide de Maslow, o en empleados enfocados en mantener su empleo para evitar el despido.

La Pirámide de Maslow, un modelo psicológico que describe las necesidades humanas en una jerarquía, nos ofrece una perspectiva valiosa en la gestión de proyectos  y creación o mejora de productos. En la base de la pirámide se encuentran necesidades fundamentales como la alimentación y la seguridad, esenciales para la supervivencia.  A medida que evolucionamos en un entorno laboral, las necesidades y motivaciones se tornan más complejas, abarcando no solo la búsqueda de logro personal y autorrealización, sino también la aspiración de seguridad y reconocimiento en el ámbito profesional. Esta reflexión nos ayuda a comprender que, incluso cuando las necesidades básicas están cubiertas, los miembros de un equipo pueden seguir enfocándose en objetivos de supervivencia, como la estabilidad en su puesto o el deseo de sobresalir para ascender. Por lo tanto, para impulsar a los individuos a orientarse hacia un propósito superior y la innovación, es necesarioreconocer y abordar esta diversidad de necesidades y aspiraciones, creando un entorno donde tanto la seguridad como el crecimiento personal y profesional se fomenten de manera equilibrada.

De esta manera, al reconocer y abordar estas necesidades, los líderes de proyecto pueden crear un ambiente donde los individuos se sientan seguros y atendidos, y al mismo tiempo motivados para perseguir objetivos elevados alineados con los valores del proyecto y la organización. Todo esto sabiendo que aún cuándo se trabajen estos aspectos, las personas pueden estar en “modo supervivencia”.

Equilibrio entre supervivencia y popósito en la gestión de equipos

No todas las personas están impulsadas exclusivamente por un propósito elevado, la supervivencia puede ser un motivador igualmente fuerte. Sería genial que los equipos sean capaces de  identificar si un miembro actúa desde una necesidad de supervivencia o desde un compromiso con un propósito superior. Esta dualidad de supervivencia y propósito, analizada por Echeverría, conduce a una gestión más humana y realista.

Comprender el papel de las preocupaciones y motivaciones cotidianas y cómo estas, según señalael filósofo Heidegger con el término Sorge, delinean el horizonte de nuestra experiencia vital, es vital. El texto de Echeverría sugiere que nuestra existencia está impregnada por diversas inquietudes que nos impulsan hacia el cuidado, término que Heidegger usa para describir una forma de ser-en-el-mundo. Dependiendo de este cuidado es que se desarrolla cualquier acción. La acción humana, entonces, puede entenderse como una respuesta a la preocupación, una manifestación de “hacerse cargo” que refleja la complejidad de nuestro ser.

Esta comprensión de las motivaciones no solo mejora la eficiencia del equipo, sino que también fomenta un clima laboral más inclusivo y productivo. Al entender la interacción entre supervivencia y propósito, y cómo nuestras acciones están influenciadas por estas dinámicas fundamentales, podemos abordar la gestión de proyectos y equipos con una sensibilidad más profunda y un enfoque más efectivo.

¿Cómo equilibras, en tus experiencias personales o profesionales, las necesidades de supervivencia con la búsqueda de un propósito superior? Me encantaría leer tu historia y punto de vista en los comentarios.

2 respuestas

  1. Para mí la pirámide es una idea que, aunque sea imperfecta, ofrece un constructo que da entendimiento de las necesidades.

    Si saben de alguno mejor, muy bueno si nos lo comparten.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Blog

Contáctanos